Operadores logísticos Madrid

Operador logístico en Madrid

Operador logístico Madrid

El sistema ABC y cómo aplicarlo a la gestión del almacén


El sistema de análisis conocido como ABC agrupa los artículos en 3 categorías, según el valor que aportan a la empresa. Es decir, da prioridad a los productos con los que la empresa gana más. Clasificar la mercancía en función del valor que aportan y distribuirlas con ese criterio, es una forma de mejorar el rendimiento general del almacén.                                                        
El método de análisis ABC es uno de los más utilizados para gestionar almacenes ya que se logra un alto nivel de eficiencia, reduciendo así los tiempos de desplazamiento de operarios o equipos automáticos.

Se basa en la regla 80/20 o Ley de Pareto, significa que el 80 por ciento de las ventas son generadas por alrededor del 20 por ciento de los productos
Siguiendo este sistema ABC para clasificar todo el inventario, tendrías que designar una letra a cada tipo de producto, con este esquema:                                                                                    
• La A es para los productos que representan el 80% del movimiento del almacén, y que suponen alrededor del 20% de las existencias.
• La B son aquellos productos que representan el 15% del movimiento, y alrededor del 30% de las existencias.
• La C clasifica productos con solo un 5% de movimiento en el almacén, y que suponen un 50% de las existencias.
El siguiente paso es implantar realmente el sistema de inventario ABC y la reorganización del almacén.


Los 5 principales beneficios del sistema ABC                                           

1. Gana eficiencia: al reorganizar el almacenamiento todos los procesos mejoran. Los recursos de un almacén son limitados. Identificando la parte del inventario más valiosa y con más alta demanda, puedes enfocar el mayor esfuerzo en aquello que va a aportar más valor a tu empresa.                                                                                                                                                   
2. Controla el stock: Hay que tener un indicador que señale cuáles son los productos más prioritarios para centrar en ellos los mayores esfuerzos para prevenir roturas de stock y tener siempre disponibilidad de mercancía.                                                                                            
3. Mejora la productividad: reorganizar tu almacén con el sistema ABC permitirá acceder con más facilidad y en menos tiempo a los productos más demandados.                                            
4. Aumenta la satisfacción de los clientes: Al mejorar la operativa de almacén, los pedidos se preparan a más velocidad y se expiden en plazos más breves.                                                        
5. Reduce costes: todos los puntos anteriores implican un mejor control del presupuesto y una reducción de todos los gastos de la empresa.


 Claves para hacer un análisis ABC


El análisis y posterior categorización de los productos de un almacén puede hacerse basándose en distintos parámetros, según convenga en cada caso particular.                                
Por rotación: se identifican las existencias con una mayor demanda y, por tanto, mayor rotación, y se clasifican como A, y estarán bajo un control de inventario permanente. Las de menor rotación serían C.                                                                                                                
Por coste o valor: los productos A son aquellos con mayor coste por unidad y los C los de menor coste. Este método de clasificación es más apropiado para almacenes con productos de un rango de precios muy amplio.                                                                                                
Por una combinación de rotación y valor: es el criterio más completo, según el cual los productos categorizados como A son los de más valor y mayor demanda; en el extremo contrario estarían los C.


Control total del inventario

Un control de inventario exhaustivo y eficiente tiene que ir de la mano de la tecnología. Existen distintas formas de gestionar un inventario, pero todas ellas pasan por implantar un software de gestión del almacén que permita tener acceso a la información relevante en cualquier momento.

7 estrategias para mejorar la gestión de compras en tu empresa